Bipolaridad


Asfixiarse con la propia saliva, contraer pupilas, girar la vista como buscando pistas en el ambiente, rascar una nueva comisura en la sien, un suspiro y mil remilgos acompañarían una expedición al rescoldo, por sus precedentes, ya rutinario.





3/1/17

No se encachimba

No guarda la ingenua ilusión de la vida como una banda transportadora de complacencias a granel. Está consciente del momento presente (que no es poco). Reserva desgastadas inteligencias del pesimismo para desenhebrar el tejido de falibilidad del otro y que la catástrofe es una bala perdida de Damócles. Y permuta ametrallamientos por una explicable compasión ante el dolor del que una vez fue recién nacido.
Queremos ser ese hombre, mientras tanto, musitamos exculpaciones por seguir guardando la ingenua ilusión de una banda transportadora de complacencias a granel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada